Opinión

¿Es posible que seáis tan estúpidos?
Columnas

¿Es posible que seáis tan estúpidos?

No, claro que no. Bien es verdad que entre la casta política abunda quien le falta “una carboná”, “una marea” o “un hervó”, como ustedes prefieran. Gente que, con sus carreras, másteres u oposiciones -los menos, aunque estos títulos no garantizan ni inteligencia, ni cultura, ni educación, por supuesto- , y con ninguna experiencia profesional al margen del partido los más, exhibe sin pudor sus méritos para llegar donde han llegado: familia, obediencia, servilismo, mediocridad y navajeo a partes iguales. En definitiva, fiel reflejo de la sociedad de la que surgen y que los ha puesto ahí.