Política

Los altos cargos de la Junta reciben un dinero extra para los alquileres de sus viviendas

Un total de 48.000 euros al mes o, dicho de otra forma, 600.000 euros al año, es lo que le cuesta a la Junta de Andalucía pagar el alquiler de las viviendas de sus 48 altos cargos.

A la consejera de Hacienda y Administración Pública, María Jesús Montero, éste hecho le parece totalmente “justo”. Así defendió hace unos días Montero los privilegios de los cargos de Susana Díaz elegidos a dedo.

En comisión parlamentaria que se celebró la semana pasada, Montero aseguró que siempre que se habla de los altos cargos de la Junta “se abre un debate descontextualizado”, toda vez que “da la sensación de que todos los parlamentarios y altos cargos somos unos caras, cuando es lo contrario, las personas que conozco estrechamente perdemos retribuciones por el servicio que prestamos”.

Por ello, ha abogado por “dignificar el sentido de la política”, dejando claro que”el alto cargo es necesario”, ya que “gracias a los altos cargos funcionan las administraciones”.

Montero ha defendido que esas personas perciban un dinero extra para pagar el alquiler de su vivienda al estar fuera de su lugar de origen, ya que, “de lo contrario, sólo estarían representadas personas que sólo viven en el entorno de las instituciones, y eso no se puede permitir”, con lo cual la situación conlleva que exista “un gasto asociado”. Sus 48 altos cargos beneficiados reciben sobresueldos de hasta 1.300 euros al mes para pagar el alquiler de sus viviendas.

“Es justo el sobrecoste añadido por hacer su trabajo”, ha aseverado la consejera, quien ve adecuado “compensar el gasto que ocasiona ostentar una representación institucional”.

 

Redacción
Perfil colectivo de Portal de Andalucía.
Campaña de aceite ecológico 2017